Científicas argentinas desarrollaron un kit para detectar la neumonía bovina

Científicas argentinas desarrollaron un kit para detectar la neumonía bovina

Compartir
El kit para detectar la neumonía bovina.

De pasar las pruebas de validación interna, la técnica diseñada por científicas de la UBA y del CONICET podría llegar al mercado. Se espera que logre reducir grandes pérdidas económicas en Argentina y el mundo.

Agencia CyTA-Instituto Leloir-.  La enfermedad respiratoria bovina (ERB) genera grandes perjuicios económicos en Argentina y el resto del mundo: se ha calculado que un brote en un lote de animales en feedlot puede hacer que se pierdan 2.600 kilos de carne cada 100 vacas. Ahora, un equipo de científicas argentinas procura desarrollar el primer kit específico para detectar la patología y favorecer el tratamiento oportuno.

“Este kit aportaría la ventaja de poder determinar qué microorganismo es el que infecta al animal de manera precoz y aplicar un tratamiento específico”, indicó a la Agencia CyTA-Leloir la directora del proyecto, la doctora Marisa Castro, investigadora del Instituto de Estudios de la Inmunidad Humoral “Prof. Dr. Ricardo A. Margni” (IDEHU), que depende de la UBA y del CONICET.

En la actualidad, los animales que presentan signos clínicos de ERB (fiebre, lagrimeo, secreción nasal, tos o depresión) son tratados con antibióticos de manera empírica. Y, sólo si fallecen, los veterinarios realizan una necropsia para analizar las lesiones en el pulmón y detectar in situ a la bacteria responsable.

El nuevo kit, que ganó un premio Innovar en 2017, apunta a acelerar el proceso diagnóstico y a refinar el enfoque terapéutico: utiliza una variante de la técnica ELISA para detectar en el suero de los bovinos los anticuerpos contra tres de los gérmenes que causan la neumonía en el ganado (Pasteurella multocidaMannheimia haemolytica e Histophilus somni).

“Nuestra técnica se encuentra en la fase de desarrollo y de validación interna. Pero esperamos que en un futuro cercano lo podamos ofrecer”, subrayó Castro, quien también es docente de la Cátedra de Inmunología de la Facultad de Farmacia y Bioquímica de la UBA.

El proyecto está financiado por la UBA y es parte de la tesis doctoral de la bióloga Ailén Díaz quién realizó varios ensayos en conjunto con la bioquímica Brenda Almozni, ambas bajo la dirección de Castro.

Marisa Castro (der.), Brenda Almozni y Ailén Díaz, del Instituto de Estudios de la Inmunidad Humoral “Prof. Dr. Ricardo A. Margni” (IDEHU, UBA-CONICET).