San Luis: cae el uso de tecnología por renta negativa y amenaza...

San Luis: cae el uso de tecnología por renta negativa y amenaza la sustentabilidad agrícola

Compartir
????????????????????????????????????

Ya pega fuerte el desaliento por la baja o negativa renta agrícola que castiga a quien acaba de cosechar en tierras puntanas. Las consecuencias inmediatas serán una marcada caída en la superficie a cultivar, menos maíz y por ello menos rotaciones, y uso de muy poca tecnología, según coinciden los primeros análisis técnicos de cara a la próxima campaña agrícola en San Luis.

Guillermo Ordoñez, productor, asesor técnico y presidente de la Regional San Luis de la Asociación Argentina de Productores en Siembra Directa (Aapresid), opinó para El Semiárido ante semejante panorama: “Esto es lo más preocupante para San Luis, porque estamos en una zona marginal, semiárida, donde la sustentabilidad del  sistema agrícola es fundamental para preservar el valor de la tierra y los rendimientos a largo plazo, sin erosionar los suelos”

El siguiente fue el diálogo mantenido con este medio:

– ¿Cuántos qq se necesitan para cubrir costos de soja y maíz en secano, en campo propio y arrendado?

En la zona de El Amparo – La Petra, calculo para mi empresa un rinde de indiferencia para soja de 19 qq por hectárea y para maíz de 62 qq. Esto teniendo en cuenta una devaluación igual a la sufrida la pasada campaña (atrasada)  y con los precios futuros de soja y maíz calculados el mes pasado.

Si se sinceraran con el atraso cambiario, esto podría mejorar a 15-17 qq por hectárea para soja y 48-52 qq para maíz. Lo cual es muy probable de alcanzar en campo propio, pero no queda margen para el alquiler, es decir, estos datos no incluyen alquiler ni costo de oportunidad de la tierra.

  – ¿Cuál es el rinde promedio histórico de ambos cultivos?

Para mi empresa, en ocho campañas, nuestro promedio es de 67.5 qq por hectárea para maíz y de 23.4 qq para la soja. La zona tiene un poco menos 60 qq por hectárea en  maíz y 20 qq para soja.

Estamos hablando de márgenes brutos de -u$s15 por hectárea para maíz y +u$s20 por hectárea  para soja, antes de pagar impuestos con quebranto de la empresa luego de los impuestos. Reitero,  sín alquiler en el medio y asumiendo que se cosechará el promedio histórico.

– ¿Hay suficiente demanda de la ganadería local como para absorber el maíz de la última cosecha?

No considero que los productores puedan transformar todo su maíz en carne bovina. Podrá absorber un 30 a 40%, no más.

– ¿Hay una estimación de las toneladas de maíz aún sin vender en tu zona por falta de precio y demanda?

No hay estimaciones, pero se vendió mucho maíz, a precios muy bajos, pero por necesidad de caja y de pago de insumos de la campaña pasada. Estimo que quedará menos que el año pasado. Los productores, al menos la mayoría, no se van a refugiar en el maíz esta campaña.

– ¿El desaliento del productor por la caída en la renta agrícola podría hacer caer la superficie por cultivar en la próxima campaña? En el Valle del Conlara calculan una baja del 25 al 30%.

En la zona sigue existiendo presencia de arrendadores de otras provincias que vienen a probar suerte. No creo que paguen grandes sumas, pero los campos los van a alquilar. Estimo que hacia Fraga y Villa Mercedes, podremos ver algo similar a lo del Valle del Conlara, o algo menor.

Lo que sí es que la superficie de maíz caerá de seguro  un 10 a 15%, sino más. Y la tecnología será muy baja y por lo tanto la sustentabilidad del sistema se verá alterada. No hay forma de hacer agricultura sustentable con esta presión fiscal, falta de presencia estatal en el sector  que no apoya con políticas adecuadas o de incentivo, cierre de exportaciones de cereales, retenciones a las exportaciones, etc, etc, etc.

Y esto es lo más preocupante para San Luis, porque estamos en una zona marginal, semiárida, donde la sustentabilidad del  sistema agrícola es fundamental para preservar el valor de la tierra y los rendimientos a largo plazo, sin erosionar los suelos.

Es una situación muy crítica, que tiene que ver con un mercado internacional saturado de nuestros productos , como soja y maíz principalmente, y este contexto deja ver las falencias de nuestra Argentina agrícola en general: baja rotación de cultivos, baja proporción de cereales y la ausencia estatal.

FOTO: El Diario de la República

1 Comentario

  1. Tenemos un desafío por delante en San Luis , y es como hacemos un uso sustentable de los recursos sin pertubar el suelo, nuestra principal fuente de riqueza, para cualquier actividad agropecuaria que desarrollemos. Tenemos desventajas comparativas de clima y calidad de suelos, si nos comparamos a otras provincias, pero tenemos mejor nivel de rotación y estamos mas diversificados que otros actores en otras provincias. Tenemos que potenciar el valor que se pueda agregar a los granos en San Luis, y para esto necesitamos articualar con estado, organismos público y privados. Juntos los sectores y saldremos de cualquier crisis, no se puede tirar “solo” los commodities agrícolas tocaron fondo, ahora nuestro desafío es dar valor al grano y transformarlo en trabajo para nosotros. Está campaña será muy díficil, será que se perderán productores en el camino, será que se ganara en consciencia, que si no trabajamos juntos y articulados, las crisis serán más difíciles de superar.