Para De Raedemaeker, ahora los problemas se han agravado

Para De Raedemaeker, ahora los problemas se han agravado

Compartir
La dirigencia de Cartez en las gradas de la Sociedad Rural de Villa Mercedes. De izq. a der: Javier Rotondo, Gabriel de Raedemaeker y Ariel Ayello

Los temas que expuso el presidente de Cartez Gabriel de Raedemaeker en ocasión de la Exposición Rural que se realizó en Septiembre del año pasado en la Sociedad Rural Río Quinto, se volvieron a repetir el sábado ante el micrófono de El Semiárido durante una entrevista en Villa Mercedes. “No vemos modificaciones en aspectos que se refieran a leyes laborales, achicamiento del Estado o reforma fiscal. Las retenciones es el peor impuesto distorsivo. Los problemas, ahora, se han agravado”, fueron algunas de las definiciones que dejó.

 

El dirigente de CARTEZ estuvo el sábado en Villa Mercedes junto con el presidente de la rural de Río cuarto, Javier Rotondo, para mantener un encuentro con dirigentes ruralistas de San Luis. El Semiárido los encontró en las gradas de la Sociedad Rural Río Quinto junto al dirigente local Ariel Ayello mientras se desarrollaba un remate de la firma Travaglia.

De Raedemaeker comentó que el viernes se reunió el Consejo Directivo Superior de Cartez en Monte Buey, provincia de Córdoba, donde trataron temas “transversales a los productores de ambas provincias (Córdoba y San Luis)”.

Uno de los temas que preocupan es el exceso hídrico en la provincia vecina. Hay lugares donde los campos están bajo el agua. Pero el gobierno provincial no declara la emergencia porque ello ocurre en un sector -el sudeste- y no en todo el territorio, como sucede en Chaco o Entre Ríos.

Reconoció que al productor que le toca sufrir los embates del clima y no tiene la posibilidad de contar con una emergencia agropecuaria “lo deja fuera de sistema”. Explicó que con las tasas por las nubes como están en la actualidad, que no permiten obtener ayuda financiera al productor, “lo que buscamos es que las provincias al menos declaren la emergencia para poder obtener un apoyo o diferimiento impositivo como paliativo”.

Este tema, que preocupa a este sector del gremialismo agropecuario, estará sobre la mesa de debate cuando mañana se sienten a dialogar con el presidente del Banco Nación, Eduardo González Fraga, en el marco de Expoagro, que se realiza en la ciudad de San Nicolás, provincia de Buenos Aires.

Los dirigentes estuvieron en Villa Mercedes para captar las necesidades de los productores de San Luis para tenerlas en cuenta a la hora de mantener diálogos con la dirigencia política del gobierno nacional.

Sobre la provincia

El año pasado había sido recibido y mantenido un encuentro con el ministro de Producción de San Luis, Sergio Freixes. Pusieron en agenda varios temas sobre los cuales después siguieron en contacto para su tratamiento los equipos técnicos.

“Ahora tenemos que dar un paso más para que las soluciones lleguen a concretarse. Somos conscientes de que este año es complicado por ser electoral, pero queremos avanzar en las soluciones que necesitamos”, dijo.

Reconoció que con el ministro del gobierno de Alberto Rodríguez Saá mantiene un “excelente diálogo” y  que busca “soluciones concretas a problemas concretos. No tenemos intencionalidad política partidaria alguna en este aspecto”, se encargó de dejar bien en claro De Raedemaeker.

Entre los temas que figura para seguir dialogando y buscar soluciones es el de las distancias mínimas para la aplicación de herbicidas, dado que considera que aquéllos productores que están haciendo bien las cosas no debieran tener restricciones para su trabajo. “Queremos que se tomen decisiones fundamentadas en cuestiones técnicas y no impregnadas de ideologías políticas”.

En la reunión del sábado que mantuvieron ruralistas de la provincia con la dirigencia de Cartez también estuvieron en debate temas como los impositivos, situación de los caminos, de los cazadores, del relevamiento territorial de bosque nativo, que “son transversales a todos los productores”.

Sobre el país

En lo referente a temas nacionales, el presidente de Cartez dijo que hace pocos días en el transcurso de la reunión de la Mesa del Trigo le tocó hablar en nombre de esa entidad y de CRA ante el secretario de Agroindustria, Luis Miguel Etchevehere.

Fundamentó que el productor de trigo que está a 300 kilómetros del puerto es equivalente al productor de una economía regional, sólo con producción extensiva. En este sentido relató que (el productor) se está preguntando si le convendrá sembrar trigo el año que viene dadas las retenciones que se le están aplicando.

“Para nosotros la reimplantación de las retenciones las tomamos como una traición a las ideas que habíamos votado y defendido y que el propio gobierno había prometido que no iban a volver. Le dejamos en claro al secretario que no íbamos a admitir las retenciones porque consideramos que es el peor impuesto distorsivo que puede llegar a caer en la producción”, afirmó el dirigente cordobés.

Selló su concepto en forma contundente: “lo hemos rechazado durante el kirchnerismo y lo seguimos rechazando con Cambiemos. En eso no cambiamos el discurso. Pedimos que se respete a rajatabla la promesa de fecha de vencimiento”.

¿Cuáles son las otras medidas que el agro está esperando se concreten?

Hay tantas promesas que se han hecho durante la campaña política, que esperemos algunas de ellas se concreten. Seguimos con una presión impositiva asfixiante, limitante de la producción. Se aplican medidas populistas como en el gobierno anterior y no vemos modificaciones en aspectos que se refieran a leyes laborales, achicamiento del estado o reforma fiscal.  El problema sigue tan vigente como antes. Sí se ha avanzado en la calidad institucional del gobierno.

Lo escuché en el mes de octubre acá en Villa Mercedes y lo escucho ahora. Son los mismos temas los que trae como problemas…

Es que ahora se han agravado. El gobierno lo primero que hizo es manotear al sector que tiene más cautivo, que es el sector productivo agropecuario. Lo hizo el anterior, lo hace este. Espero que el próximo no haga lo mismo…

Producción: El Semiárido