Inicio Agricultura Los fertilizantes, un recurso estratégico y sustentable para la alimentación mundial

Los fertilizantes, un recurso estratégico y sustentable para la alimentación mundial

El pasado 13 de octubre fue una fecha muy importante para la producción de alimentos en el mundo porque se celebró el Día Internacional de los Fertilizantes, un desarrollo de la industria que permite multiplicar la productividad de la agricultura y, al mismo tiempo, hacerla cada vez más sustentable.

En la Argentina, los fertilizantes tienen un rol clave para impulsar los rindes de los cultivos, entre ellos dos estratégicos para la sustentabilidad agrícola, como el maíz y el trigo, que en los últimos años han registrado cosechas récord. El fertilizante que más utilizan ambos cereales es la urea, que Profertil elabora en su Planta de Bahía Blanca.

Este día fue instituido por la Asociación Internacional de Fertilizantes (IFA, según sus siglas en inglés), que reúne a los más importantes fabricantes de todo el mundo, entre ellos Profertil, porque cumple 111 aniversario de la patente de Haber-Bosch sobre la Síntesis del Amoníaco, tecnología que permite producir fertilizantes a partir del nitrógeno atmosférico han sido un factor central para reducir la pobreza en distintas partes del mundo.

En la Argentina, han resultado estratégicos para incrementar la cosecha de granos, que pasó de poco más de 40 millones de toneladas en 1991 hasta los 141 millones de toneladas que se cosecharon en la última campaña. De este total, el trigo y el maíz aportaron más de la mitad, con 21 y 52 millones de toneladas respectivamente (73 millones entre ambos).

Profertil impulsa como una política central de la compañía el cuidado del suelo y para ello destaca la importancia de hacer análisis de suelos, utilizar modernas herramientas para planificar la nutrición de los cultivos y aplicar las denominadas Mejores Prácticas de Manejo (MPM), que incluyen determinar la dosis, fuente, momento y forma de aplicar los fertilizantes.

Los fertilizantes son responsables del 50% de la producción de alimentos hoy en el mundo. Antes, 1 hectárea agrícola permitía alimentar a 2 personas, pero hoy alimenta a 5 personas. Es un cambio enorme, impulsado también por la biotecnología, las modernas herramientas de la agricultura de precisión y los desarrollos en la protección de los cultivos, junto con las Buenas Prácticas Agrícolas (BPA).

En los últimos 50 años, la población mundial se duplicó. Pero todavía hay un enorme desafío hacia adelante, porque se espera que para el 2050 el planeta tenga 9.000 millones de habitantes que habrá que alimentar, según la FAO (la organización de las Naciones Unidas para la alimentación).

Para ese entonces habrá que producir un 70% más de alimentos. Las Naciones Unidas reconocen que casi el 80% de ese crecimiento provendrá de un aumento en el rinde de los cultivos, derivados a su vez de una mayor intensificación de la agricultura, en la cual los fertilizantes tendrán otra vez un rol fundamental.

“El desafío será lograrlo,  intensificando la agricultura,  reduciendo el impacto ambiental y preservando recursos naturales fundamentales, como el suelo.” aseveró el Gerente General Ing. Daniel Pettarin. “En ese camino, la nutrición, no hay duda, será clave”. Enfatizó el Ceo de Profertil.

El maíz es un cultivo clave para el crecimiento y la sustentabilidad de la agricultura argentina. Y la urea que produce Profertil es estratégica para la productividad del cultivo.