Inicio Investigación ¿Cómo revertir los costos de la degradación ambiental?

¿Cómo revertir los costos de la degradación ambiental?

Dos opiniones fundamentales a la hora de plantear alternativas para disminuir los costos en degradación ambiental

Finalizando el segundo día del 30° Congreso Aapresid “un congreso a suelo abierto”, Lucas Garibaldi (CONICET) y Juan Galantini (CENZOR – CONICET) expusieron sobre degradación ambiental y alternativas para revertir los costos que esto conlleva.

  1. Garibaldi comenzó la disertación donde expuso ensayos y alternativas apelando que al aumentar la diversidad en los sistemas de producción, es posible revertir la degradación ambiental.

“La idea no es solamente manejar el cultivo sino también el hábitat natural, año a año se puede llevar a cabo un proceso de diversificación y disminuir el uso de insumos externos, esto no sólo ayuda al sistema sino que disminuye costos y la dependencia del uso de éstos” enfatizó.

Una de las problemáticas de hoy en día en los sistemas de producción (no sólo en nuestro país sino en todo el mundo) es que hay déficit de polen y polinizadores, sumamente necesarios para seguir produciendo y mantener la diversidad en los sistemas.

Garibaldi comentó que siguiendo los sistemas de producción tradicional hay una disminución muy marcada de la presencia de polinizadores en los lotes, es por eso que mediante ensayos se llegó a la conclusión que el diseño de paisajes multifuncionales está basados en la biodiversidad y en la promoción de distintas especies de polinizadores.

“En ese sentido, la mayoría de nuestros campos está diseñado de una manera opuesta a lo que se propone. Están diseñados desde el punto de vista de paisajes homogéneos cuando deben diseñarse como paisaje multifuncional. Uno generalmente piensa que están diseñados así porque se piensa que se obtienen más rindes cuando esto no es así, en general los sistemas más diversos son los que más productividad tienen”

Luego J. Galantini prosiguió con la disertación donde habló sobre la degradación ambiental desde el punto de vista de los suelos.

Cuando se habla de cambios en la salud del suelo generalmente se produce alguna modificación o alternancia en componentes físicos, biológicos o químicos en el mismo. Galantini comentó que cuando hay alguna modificación en la salud del suelo que conlleva a la degradación, muchas veces son por cuestiones de un manejo no adecuado en dicho recurso. “Esto lleva a acidificación en el perfil edáfico, disminución de agregados y porosidad, mayor compactación, menor estabilidad y por supuesto, menor actividad biológica en el suelo. No es que una sola propiedad modifique la calidad del suelo sino que son varias propiedades que interaccionan”.

De este modo esta alternancia en dichos componentes van acelerando los procesos erosivos donde esto trae como consecuencia la pérdida de productividad en el mismo.

A su vez Galantini comentó que un parámetro sumamente importante para medir la salud de los suelos es la cantidad de carbono orgánico que se encuentra en los mismos. El carbono orgánico es un componente que favorece la actividad biológica, activando la biología del suelo y también mejora su condición física haciendo que la materia orgánica conforme complejos más estables creando espacios porosos donde puedan interactuar agua y  aire.

Según Galantini “es de suma importancia aumentar la proporción de carbono orgánico en el suelo para poder revertir la degradación, obtener suelos más saludables y por ende, que la productividad no se vea perjudicada”.

Fuente: Prensa Aapresid.